::

Promueven medidas sanitarias para prevenir el dengue

29/03/09:: Desde el Ministerio de Salud y Acción Social de Entre Ríos se realizan acciones concretas para evitar la propagación del dengue, enfermedad que por estas horas afecta a numerosas personas en Chaco, Salta, Catamarca y Jujuy. En igual sentido se trabaja para prevenir casos de leishmaniasis o de fiebre amarilla.

Difundir medidas de prevención y realizar talleres de capacitación para personal de hospitales y centros de salud son concretamente las acciones encaradas desde hace algunos meses por la cartera provincial. Se busca así promover medidas sanitarias y hacer frente a este tipo de enfermedades emergentes o re-emergentes, como consecuencia del cambio climático.

“En Entre Ríos no se han registrado casos de dengue, leishmaniasis, o fiebre amarilla hasta el momento, debido a la tarea de prevención que venimos implementando como política de estado” sostuvo el ministro de Salud y Acción Social, Angel Giano, quien indicó además que esto se debe a varios factores entre los que destacó las tareas emprendidas desde las distintas áreas de salud. “Estas tareas de divulgación, de capacitación y debate, nos permite desarrollar una estrategia de prevención, y frenar el avance de estas enfermedades emergentes o reemergentes”, acotó.

El dengue

Cabe recordar que el dengue es una enfermedad causada por un virus, que se trasmite únicamente a través de la picadura del mosquito Aedes Aegypti. Se trata de un insecto que presenta las siguientes características: vuela y pica durante horas del día; vive en casas, lugares sombreados, frescos y tranquilos, y es de contextura pequeña y oscura.

La enfermedad se trasmite cuando la hembra del Aedes Aegypti se alimenta con sangre de una persona enferma y luego pica a otra persona sana. La enfermedad no se trasmite directamente de una persona a otra. Sin mosquito no hay enfermedad.

En cuanto a la reproducción del mosquito del dengue se sabe que cada hembra puede depositar una cantidad cercana a los 100 huevos. El mosquito adulto vive en un radio de 100 metros de su criadero. Para ello la hembra busca recipientes con agua limpia y calma para dejar los huevos. De esta manera, en contacto con el agua los huevos comienzan a desarrollarse y pasan al estado de larvas. Estas evolucionan en el agua durante un periodo de entre 5 y 10 días. Luego pasan al estado de pupa, las que posteriormente se convierten en mosquitos. Un día después de nacer, ya pueden procrear. Cuanto más calor hace, el ciclo de vida del mosquito se cumple en menos días.

Para prevenir la enfermedad resulta muy importante evitar la multiplicación del mosquito. Sin mosquito no hay enfermedad; por eso, el mejor modo de prevención consiste en combatir el vector. Para ello es importante eliminar sus criaderos. En este sentido se aconseja:

* Eliminar todos los objetos inservibles que puedan acumular agua de lluvia (latas, botellas vacías, cubiertas, macetas).

* Mantener los elementos útiles en desuso boca abajo (baldes, frascos, tachos). * Vaciar todos los recipientes que contengan agua (tanques, barriles).

* Cambiar el agua de floreros y bebederos de animales diariamente.

* Evitar colocar botellas plásticas atadas a los árboles y canteros.

* Reforzar las medidas de limpieza de sus casas.

* Eliminar todos los recipientes pequeños poniéndolos en bolsas plásticas y colocándolas en la vereda en los horarios habilitados.

Por otra parte para aquellas personas que viajen a países donde se ha registrado el dengue deberán tener particular cuidado y protegerse de las picaduras con ropas y productos adecuados. A su regreso, es necesario concurrir de inmediato al médico, hospital o servicio de salud más cercano a fin de efectuarse un control preventivo. La prevención depende de todos y con el compromiso de toda la comunidad podemos evitar la enfermedad del Dengue.

Un segundo...